martes, noviembre 01, 2005

Idiomas

Si no me conoces mucho, quizás te sorprenda que, tras ocho meses en Berlin, sólo chapurree el alemán. Es una extraña manía que me hace vivir en aquellos países en los que no entiendo a la gente. Salvo mi Guada natal, cuyo idioma domino (más o menos), pasé dos meses en Grenoble sin saber una palabra de francés y cinco en Leuven sin hablar flamenco.

Pero aquí en Berlin, a medias entre los amiguetes (mención de honor a Cris y Dagmar por sus esfuerzos para que aprenda) y la AvH (que paga el curso) han conseguido que me matricule en el Goethe Institut. Así que allá que me fui yo a matricularme. Me atendió Frau Blanco, que debió ver algo en mí y me sugirió hacer una prueba de nivel.

- Sin problemas en la conversación: sé decir cómo me llamo, dónde vivo y, con algo de esfuerzo, mi fecha de nacimiento
- dominada la redacción: presenté un sesudo ensayo sobre lo bonito que es Berlin y el frío que hace en invierno
- 9 sobre 10 en la comprensión escrita: la lógica del tipo test ayuda bastante y los temas de los textos eran fáciles (Herr Braun pidiendo en un bar, Frau Müller buscando piso...)

Y llegamos a la gramática, que Frau Blanco corrigió delante de mi mientras me hundía poco a poco en la silla. 7 de 30... Teniendo en cuenta que era tipo test con cuatro opciones, creo que si lo hubiera hecho al azar hubiera ido mejor. Al acabar de corregir, mientras las orejas me ardían de la verguenza, Frau Blanco levantó despacio la vista del examen, me miró y me dijo en perfecto español: "Por tu nivel de gramática deberías ir derecho al nivel de principiantes, pero allí te ibas a aburrir un poco, así que te matricularé en el nivel 2", y cuando sonreí, le dí las gracias y me levanté para irme, sonrió a su vez y me dijo: "Pero, por Dios, estudia un poco"...

Ayer empecé las clases. Darán para mucho que contar, seguro.

3 comentarios:

Andrea dijo...

Aprender un idioma es una tarea ardua. Considerando que hasta el nuestro nos cuesta...te he enlazado, príncipe. Besitos

Hairanakh dijo...

Hum... bueno, la gramática es fácil, dentro de lo que cabe. El problema son todas las palabras que parecen iguales pero no tienen nada que ver. Esos EntAusVerBraHinBeWiderWiederMachen.

Anónimo dijo...

Lucas, no eres el unico que vino en esas condiciones... algo exactamente igual ocurrio este año en Göttingen, te lo puedo asegurar. Mucho animo, viel spass in berlin.. falls du kannst ein Engel sehen, kanst du bitte antworten?