viernes, noviembre 21, 2008

Mundo real...

Dicen que cuando una puerta se cierra, se abre una ventana. Y por esa ventana abierta entra el aire y el ruido que me devuelve al mundo real.

He hecho una gran oposición y he competido contra gente con mucho mejor curriculum que yo. En el segundo ejercicio, en el que se presentan las líneas de investigación previstas para desarrollar en el futuro he quedado primero y a cierta distancia del resto. Y el tribunal me ha felicitado por ello.

He conocido a dos personajes geniales, los otros dos candidatos. Hoy uno de ellos está feliz y los otros dos tenemos mucha envidia.

Y además de todo eso, ¡he vestido cuatro días seguidos de traje! Y creo que combinando decentemente los colores del trajes, camisas y corbatas los cuatro días (aunque he de confesar que las cuatro corbatas vinieron con los nudos hechos de Guada). No se si se volverá a repetir este hecho, salvo que organiceis cuatro bodas seguidas...

Ahora la ventana abierta me devuelve al mundo real. La maleta está cerrada así que pulsaré el botón de "publicar entrada", apagaré el portátil, respiraré hondo y, con la cabeza bien alta, dejaré atrás Barcelona, la oposición y el agobio de todos estos meses.

Cojo el coche y, siguiendo el ruido que entra por la ventana, vuelvo al mundo real, a mi mundo, a nuestro mundo. Donde espero encontrarte pronto entre cuentos, música, canciones, cervezas y susurros en los bares.

¡Hasta pronto!

7 comentarios:

Amelie dijo...

Si señor.Demuestras tener toda la clase del mundo y ser un tío positivo y estupendo.Olé y olé.
Un beso muy fuerte y ENHORABUENA por ser así. esa es la mejor oposición que se puede ganar.

Rodros dijo...

Ole ole y ole!
Muchos abrazos!

geminisdespechada dijo...

He oído cerveza? Jeje un abrazo compañero, y piensa que ahora tienes tiempo para aprender a hacer el nudo de la corbata y eso ;)

Anónimo dijo...

Ya lo ha dicho Amelie:
... esa es la mejor oposición que se puede ganar.

Nada + que añadir.


RSG

Anónimo dijo...

Y la próxima vez que lo necesites ya te cuento yo el secreto de los nudos de corbata que, después de disfrazarme unos cuantos años para ir al trabajo, algo he aprendido ;)

RSG

Beatriz dijo...

Bueno, yo sinceramente, creo que lo has hecho genial. Has competido con grandes rivales y has aprendido muchísmo de la experiencia. Yo creo que has ganado muchísimo. Ahora esa cerve y vuelta a sonreir...si te asomas a esa ventana verás que el barrio a cambiado.
Saludos!

Gerthalas dijo...

Aunque esta vez no haya podido ser, no puedo más que darte la enhorabuena.

Por enfrentarte a un desafío tan difícil, por esforzarte hasta el último momento, por dejarte la piel en el camino... y sobre todo, por tener bien alta la cabeza y mirar hacia delante con un "lo he hecho lo mejor posible".

Un fuerte abrazo y ánimo!