viernes, septiembre 19, 2008

Arte...

Cuando volvíamos de Lisboa, sentados en el asiento de atrás del coche, Jorge me preguntó cuál era la canción que me gustaría haber compuesto. Casi sin pensar me salió Larga Primavera, de Enclave de Soul. Cuando vi la cara de póker de Jorge pensé en cualquier otra que pudiera conocer y, la verdad, no recuerdo lo que le dije.

El hecho es que hay gente que quiere parecerse a futbolistas o cantantes famosos, o escribir como algún premio Nobel. Yo no. Me encantaría componer como los chicos de Enclave, tocar como Erdruida, escribir cuentos como los de Pep o relatos cortos como los de Sandra, me encantaría plasmar los sueños en fotos como hacen Óscar o Estela...

Por eso me gustan los conciertos en bares y tabernas, las exposiciones en cafeterías, las noches del maratón de cuentos y mi breve lista de webs y blogs, el arte pequeñito y a veces anónimo, en zapatillas de andar por casa, cercano y familiar. ¡Qué le voy a hacer si soy así!

8 comentarios:

Princesa_DeAquelViejoReinoPerdido dijo...

Siii^^
A mi tambien me encanta el blues,los locales de jazz, las exposiciones de arte y enclave de soul.
El olor de las flores no está etiquetado y no por eso es peor que una colonia de Chanel. El arte tampoco tiene porquw seguir esos esquemas.
A mí me habría gustado componer... Nessun dorma, o la opera Turandot al completo.
Un beso, interesante entrada.

Gummy dijo...

Cada uno tiene su particular ilusion.
Cada uno tiene un punto de vista.
Cada uno tiene una opinion.
Cada uno tiene algo que aportar.
De ahi la gracia de la gente!
De ahi que, quizas, algunos pensamos q es lo que mas merece la pena.
Creo que eso tu ya lo sabes ;)

Carlos Capote dijo...

A mí me gustaría tener un blog personal como el de Lucas.

Lucas dijo...

princesa: ¡Apostemos pues por el arte sin etiquetas!

gummy: Lo sé... y de hecho, lo aprendí de gente como tú... ¡Y no olvido que nos debemos un cuento!

carlos: Con los ojos como platos me dejas. Es coña, ¿no?

Anónimo dijo...

No creo q Carlos lo diga de coña, pero si es así, yo lo digo en serio.

Beatriz dijo...

Al final lo que nos llega es lo que conseguimos reconocer. Hay mucho pedante hablando de arte,que muchas veces no se entienden ni ellos. Por eso me encanta Velázquez!jejeje. A mi me encanta visitar los blogs de pequeños ilustradores, donde muestran su mundo.
Saludos!

Lucas dijo...

anónimo: Seas quien seas, ¡gracias!

beatriz: Alguien me debe una visita al museo del Prado... :P

Chu Zing dijo...

Voy con retraso en esto de los comentarios... Ya sabes, Rigodón anda un poco liado de aquí para allá...

Por la parte que me toca: No es difícil tocar como los druidas, solo hacen falta experiencia y sentir lo que tocas, dejar fluir los dedos y dejar pensar más al corazón que a la cabeza. Y sé, por experiencia, que eso también sabe hacerlo el guitarrista de la banda del Ayuntamiento...

Un abrazo!