miércoles, mayo 16, 2007

Encuentro

Mientras me perdía como antaño en tu sonrisa recordé paseos por el parque, risas de adolescentes, llamadas furtivas de teléfono (de cuando no había móvil y rezaba para que fueras tú la que cogieras el teléfono)... Un día, sin que nada especial pasara, dejamos de llamarnos... Quizás crecimos de repente, quizás se nos agotaron los sueños...

Nuestro encuentro hoy, después de tantos años - ¿quince quizás? - me ha traído hermosos recuerdos de un tiempo pasado en el que la felicidad cabía en un helado de chocolate, sentados juntos en un soportal, viendo pasar a los coches y esperando que nunca llegara el momento de volver a casa.

Y mientras me alejaba, la voz de Enrique Urquijo me cantaba al oído... volver a ser un niño...

2 comentarios:

Berta dijo...

Pero qué tierno es todo eso, Lucas. Dicen que cualquier tiempo pasado fue mejor, pero aunque sin duda lo fue, está claro que lo mejor, está por llegar. Estamos en ello, ¿no?

Un abrazo.

Lucas dijo...

berta Cualquier tiempo pasado fue pasado... Estoy contigo: lo mejor está por llegar :D