martes, marzo 13, 2007

De vuelta

¡Vaya día de locos! Por fin saco un hueco para hablarte de Berlin...

Lo primero: la reunión... que no fue todo lo bien que yo esperaba. En estos meses los intereses del instituto han cambiado y la propuesta de trabajo que les hice no encaja demasiado ahora. Esta semana me darán una respuesta y, aunque sigo cruzando los dedos, no soy demasiado optimista... Pero bueno, quizás pueda elaborar nuevas propuestas, ahora que conozco de manera más cercana la situación allí... Vamos, que pienso seguir negociando...

Lo demás, te lo iré contando poco a poco, ilustrado con fotos a medida que las consiga (Óscar, Rod, no me falleis). Han sido días muy grandes, con mucho para contar... Abrazos y besos que echaba demasiado en falta, cervezas en buena compañía, risas compartidas, cafés sentados al sol, turismo y arquitectura... y charlas, muchas charlas para ponernos al día.

Los próximos días, poquito a poco, dejaré alguna que otra historia por acá...

Si lees esto desde Berlin, es posible que hayas compartido parte de esto... ¡Qué lástima que los días no hayan durado más horas! Gracias por todos y cada uno de los minutos compartidos... Gracias... Volví hace veinticuatro horas... y, de nuevo suena la misma música:


... tú tenías mucha razón,
le hago caso al corazón
y me muero por volver..

1 comentario:

cris dijo...

Ha sido genial tenerte por aquí estos días. ¡Que se repita pronto!